Arquitectura milagrosa de Llàtzer Moix y la profesión arquitectónica

¿Cómo, con qué fines, por qué camino y a qué precio se llega a construir una obra de estas características y proporciones?

“el principal riesgo en arquitectura es optar por lo neutral, por los edificios que no se ven. Hay muchos edificios insípidos que ilustran lo que digo… No soy formalista, pero me gustan las formas.” Jean Nouvel

A Mercader le complació la idea. Supo de inmediato que hallaría fácil acomodo en el imaginario popular. Y le animó a desarrollarla, haciendo hincapié en su relación con Montserrat o Gaudí, y marginando otros referentes como eran la Tour Sans Fin del propio Nouvel o los géiseres. “Le sugerí a Jean que incluyera una alusión a Montserrat en cada una de las imágenes virtuales de la nueva torre que debíamos presentar, unas semanas después, al cliente, para así facilitar la aprobación del proyecto. Creí oportuno subrayar esta relación, para que Agbar reparara en el nexo existente entre aquella propuesta rompedora y la tradición local.”  Santiago Mercader es consejero delegado de Laietana

“Las cosas son así”, prosigue el colaborador de Nogués. “ El hombre de la calle quizás no sepa mucho de arquitectura, o de ropa, pero sí sabe de marcas. Cuando los nombres le suenan, confía. Y quien dice el hombre de la calle dice los alcaldes del área metropolitana de Barcelona: a todos les gustan las marcas. Lo cual en ocasiones puede tener un precio.” Antoni Nogués es gerente de la ADU (agencia de desarrollo urbano de L’Hospitalet)

Leer más de esta entrada

Anuncios