La arquitectura y el oficio. Hablan profesionales (II): “El arquitecto debería llegar antes que la necesidad”

Comenzamos esta, esperemos, larga e interesante serie de entrevistas con una arquitecta titulada en 2009 y con ya más de un largo año de experiencia en el campo de la arquitectura.

¿Qué debe ser, u ofrecer, un profesional de la arquitectura?

Empezamos fuerte.  Es una pregunta muy difícil, intentaré contestarla lo mejor que pueda, dentro de mis, aún escasos, conocimientos de la profesión.

Para mí la de arquitecto es una profesión al servicio de la sociedad, por lo tanto su principal función sería ayudar a ésta a hacer su vida más fácil, saber ver los problemas e intentar dar una solución, atender a sus necesidades…  unas necesidades que van más allá del aquí y ahora, deben predecir el futuro. El arquitecto debería llegar antes que la necesidad, y esa anticipación es lo que hace tan difícil, a veces, la profesión.

Pero por otro lado es esta misma predicción del futuro, o el creerse sabedor del futuro lo que hace al arquitecto, en demasiadas ocasiones, ser soberbio. Y este es uno de nuestros grandes problemas.

¿Qué esperabas y qué has obtenido de tu(s) primera(s) experiencia(s) trabajando en el campo de la arquitectura?

¿Qué esperaba? No sé… ya ni me acuerdo, jeje. Esperaba que la experiencia fuese dura, pero enriquecedora, supongo que como todos. Yo tenía las expectativas bastante altas, mi primera experiencia iba a ser en un estudio relativamente  importante dentro de la arquitectura gallega, y esperaba aprender mucho, mucho… dentro del terreno profesional y madurar en lo personal. Y, bueno, creo que las dos cosas las he hecho, pero quizás no como me lo había imaginado.

No voy a negar que los primeros meses fueron un tanto decepcionantes. Yo tenía un concepto idealista de la arquitectura, pensaba que con buenas ideas se llegaba a cualquier parte y luego descubres que, al final, los buenos proyectos los haces por gratificación personal, pero nadie, o muy pocos, lo va a valorar. Todo se reduce a dinero y dinero.  Y descubres que la profesión es muy ingrata.

Por no hablar de la competitividad entre los arquitectos, incluso dentro del propio estudio. Pero este tema no es exclusivo de la arquitectura.

¿Cuál es tu proyecto soñado y cuáles crees que son tus mejores armas para conseguirlo?

No tengo proyecto soñado, nunca he soñado con realizar algo concreto…. De hecho una de las cosas mas bellas de nuestra profesión, es esa incertidumbre que se genera desde el minuto 0 en que decides proyectar algo, y nunca saber a dónde vas a llegar esa vez. Papel en blanco y a volar. Con sus mil condicionantes y parámetros, solo hay que buscar la forma de volar entre ellos. Es la esencia del proyectar.

Y mi única arma es intentar hacer mi trabajo lo mejor que pueda en cada momento.  Soy muy tenaz.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: